viernes, 26 de diciembre de 2008

VIVAR DE FUENTIDUEÑA ( para matar el gusanillo)

Cerca de un pueblecillo segoviano llamado Sacramenia ( donde, por cierto, hacen buen asado y buenas pastas y bollos), al lado de una piscifactoría al paso del río Duratón, está " El Vivar de Fuentidueña". Ésta es como una laguna privada, en la que uno paga por coger unas truchas arcoiris, que son de tamaño considerable ( todas por encima de los 300 o 400 gramos, habiendo de más de un kilo y algunos monstruos que superan estos pesos).



Los precios no es que sean baratos, ya que la jornada de pesca sin muerte va a 25 €, pero si, como yo, pescáis las horas centrales del día, podéis conseguir una rebaja y pagar 16€, que si uno va de vez en cuando es relativamente asequible.
En lo que se refiere a la jornada de pesca, el tiempo era bueno y acompañaron las picadas, pero el agua estaba turbia, algo que le restó la belleza que acostumbra tener el lugar y que impidió la pesca a trucha vista ( que veo yo notablemente más emocionante que el lanzar y recoger el estrímer). Pero bueno, uno como pescador se tiene que acoplar a las condiciones del lugar, y eso fue lo que hice:
Con una ninfa prince de cabeza dorada, logré unas cuantas picadas, de las cuales tres llegaron a mis manos. Es impresionante la fuerza que puede imprimir uno de éstos salmónidos en su lucha por zafarse del anzuelo. Cuando parece que ya tienes a la arcoiris controlada, vuelve a emprender la carrera y te hace sudar la gota gorda para volver a traerla a tus dominios.








Bueno, espero que os guste el lugar, feliz navidad a todos y que os haya traido mucho Papa Noel y/o que os traigan mucho los Reyes Magos.

martes, 16 de diciembre de 2008

PASEO ENTRE LA NIEVE

Amigos pescadores y blogueros, ya que el tiempo esta última semana fue desfavorable, en vez de ir a pescar, decidi ir con mi padre a dar una vuelta en el campo nevado y ya de paso realizar una de mis pasiones aparte de la pesca, que es la ornitología.
Siempre me han gustado los paisajes nevados, y pisar la nieve virgen, cuando nadie ni nada ha pasado por ella, es una de las más bonitas experiencias que se pueden tener. Casi te da hasta pena destrozar con tus pisadas esa pefección geométrica, redondeada, suave y angelical.
También salir en estas condiciones al campo, nos puede desvelar secretos de la vida de ciertos animales descifrando sus pisadas y sus movimientos impresos en este pergamino helado:






Éstas, por ejemplo son las pisadas de una rata.



Perdónenme ustedes por el movimiento de la cámara, pero es que aquel día había un Cierzo...
Bueno, este escribano soteño macho ( Emberiza cirlus), es uno de los pajarrillos más "comunes" aquí en Soria. Sin embargo, no fue la única especie de ave que vimos, destacando también un bando de perdices (ahora azotadas por lon numerosos cazadores), varios milanos reales (Milvus milvus) y destacando un ataque de un alcaudón real ( Lanius excubitor) a un herrerillo común (Parus caeruleus) de incierto desenlace. Lástima no poder grabar esto último, porque la escena podría haberse acercado a las grabaciones magistrales de " El Hombre y la Tierra" del inigualable Félix Rodriguez de la Fuente.

mybirdingplace.com - Photos